20 de octubre de 2014

Carta abierta a Óscar Morales, ex concejal de IU

Muy señor mío,
Si es verdad lo que he leído en el diario El Mundo hace escasos minutos en este enlace... Me va a permitir usted que lo mínimo que le llame sea sinvergüenza sin alma, y que lo mínimo (válgame la redundancia) que piense que debe pasarle es probar su propia medicina. Sin embargo, no será así.
Usted no me conoce y, muy probablemente, jamás lea esta carta, pero estos no son motivos suficientes para que mi deseo de escribirle se vean mermados.
(Mal)querido Óscar... ¿Vendió su alma al diablo cuando decidió aceptar la concejalía? Se lo pregunto porque ésta sería la única razón que entendería que justificara el hecho de que haya fingido usted ser un enfermo de cáncer durante años.
¿Sabe qué? Hoy es el cumpleaños de mi padre. Cumple 68 años. Y no he podido celebrarlo con él porque, casualidades del destino, AYER HIZO UN AÑO QUE MURIÓ... DE CÁNCER. Un carcinoma renal lo tuvo luchando durante dos años y medio para, finalmente, llevárselo por delante a un solo día de cumplir los 67. Ironías de la vida, mi padre era doctor, mire usted. Así que no sólo padeció esta dura enfermedad sino que, conociendo su diagnóstico, supo desde el principio que iba a morir porque, en su caso, no tenía cura. Aun así, luchó cada uno de esos días, incluso el último que estuvo con vida, jamás se quejó de sus dolores, aguantó siempre que pudo con una sonrisa, salió del coma que le causó el tumor cerebral que derivaba del tumor de riñón, y sobrevivió como pudo a medicaciones extremadamente fuertes, a sus tumores en riñón, glándula suprarrenal, páncreas, pulmones y cerebro. Fue un HOMBRE VALIENTE de pies a cabeza. Cosa que dudo que usted sea, dicho sea de paso.
Lo curioso de todo es que, cuando al fin le concedieron la incapacidad que sus hijos solicitamos por y para él, ya que en esos momentos él no podía ni coger un bolígrafo, el dinero que recibía iba directo a pagar a una mujer que nos ayudaba con sus cuidados de 24 horas.
Como debe suponer por lo anteriormente expuesto, leer en un diario que usted ha tenido la poca vergüenza de fingir durante años esta enfermedad no sólo me jode, sino que además me causa un profundo dolor, ahí, donde usted tiene un hueco, sí, exacto, en el alma. ¿Por qué? Muy fácil, porque gracias a gente como usted va el mundo como va, porque ese dinero que usted le ha estado robando descaradamente a la administración para vivir del cuento le correspondía a otros que sí estaban sufriendo por culpa del cáncer, porque mi padre se moría y, a su vez, deseaba vivir más que nada en el mundo y mientras tanto usted estaba viviendo la vida loca mientras fingía morirse. Una vez más, ironías de la vida.
Como mi padre ha sido un señor, un caballero, y me ha enseñado, sobre todo, el verdadero sentido de las palabras integridad, moral, educación y respeto, no voy a ni insultarlo con grandes palabros ni a desearle ninguna desgracia en su salud, porque, sinceramente, creo que suficiente desgracia tiene usted con ser como es. Es más, me considero lo suficientemente bondadosa como para desearle que JAMÁS PASE USTED, NI NINGUNO DE LOS SUYOS, POR EL DURO CAMINO DEL CÁNCER. Deseo que jamás sufra usted, ni ninguno de los suyos, como mi padre lo hizo. Deseo que jamás sienta usted, ni ninguno de los suyos, el deterioro lento que supone un cáncer incurable y que va matando poco a poco cada uno de tus órganos. Deseo que jamás pase usted, ni ninguno de los suyos, de ser un profesional como la copa de un pino a una persona dictaminada de incapacidad y que nunca más podrá volver a ejercer porque sólo le queda esperar a morirse. Bien pensado, este último deseo lo anula usted mismo, que ha demostrado no ser ni siquiera un profesionalucho de chicha y nabo.
Así pues, señor Óscar Morales, sólo me queda una cosita antes de acabar: pedirle que la cantidad mensual que usted ganaba por NO sufrir esta cruel enfermedad, 1000€, la done periódicamente a la ASOCIACIÓN ESPAÑOLA CONTRA EL CÁNCER, que seguro hará buen uso de ella, invirtiendo en investigación para que, algún día, ojalá no muy lejano, un padre de familia con un carcinoma renal muy dañino pueda salvar su vida, y se evite pasar por el doloroso, duro y agotador camino de esta enfermedad. Y para que así, sus hijos puedan celebrar con él su 68 cumpleaños y muchos más.
Sin nada más que decirle, aunque con mucho que recriminarle y echarle en cara, se despide Noni, hija de padre fallecido por culpa del cáncer, que admira a todos y cada uno de los enfermos que luchan diariamente contra esta enfermedad y que desprecia a aquellos que olvidaron la empatía, la moral, la integridad y el respeto en algún cajón de su casa de infancia.
La cuenta a la que puede hacer los ingresos podrá pedirla a los responsables de la AECC. Si no sabe como ponerse en contacto con ellos no tiene más que buscar en Google, Facebook o Twitter.

NONI MEDINA,

CON M DE MAMÁ.

13 comentarios:

  1. Se puede decir más alto pero no más claro. Cada día me avergüenza más la clase política de este país. No se qué tipo de valores y educación les han dado para estar continuamente con casos de corrupción y apropiación indebida de todo lo que nos rodea. Tu padre no podrá estar más orgullosa de ti Noni. Un besazo y a compartir que voy.

    ResponderEliminar
  2. No me lo puedo creer. Me has dejado sin palabras y las pocas que se me ocurren quedan muy feas aquí puestas. Con lo cual voy a dejarlo así.

    Me parece una vergüenza y es lo último que me faltaba ya por ver de esta casta política de pandereta que tenemos al frente del país. Sólo espero que la ley se aplique y le metan un buen puro.

    Comparto.

    ResponderEliminar
  3. Ante todo Noni decirte cuanto lo siento. Mi padre fallecio a los 53años de cancer de esofago. Entiendo tu dolor y tu tremenda rabia.
    La verdad es que ante noticias como estas, a mi lo primero que me viene a la cabeza es, que narices les han enseñado en su casa?? No tienen remordimientos?? Pueden dormir por las noches?? Dices que no les deseas nada malo y eso dice mucho de ti como persona, de verdad. Ojala el mundo se llenase de gente como tu y se vaciase de semejante gentuza. Yo por ahora solo puedo hacer dos cosas: esperar contigo el peso del karma y, por supuesto, compartir.

    ResponderEliminar
  4. Ni mas ni menos... Sin palabras, nadie se lo podría dejar mas claro a este ''señor"...
    Un abrazo mami.

    ResponderEliminar
  5. No se que decirte ,en mi familia,lo hemos sufrido,y aun seguimos de pruebas, con lo que ahora mi corazón dice que no lo sufra,pero en mi cabeza dice q sepa lo que es.Te quiero guapa, gracias por ser así, tu padre estará orgulloso

    ResponderEliminar
  6. Paradojas de la vida, este grandisimo sinvergüenza se apellida Morales.
    Por más que me lo pregunto no encuentro respuesta: ¿que clase de mal hemos hecho para merecer el castigo de soportar una clase política tan indigna, infame y prostibular?

    ResponderEliminar
  7. Rabia, indignación, pena...muchos sentimientos se mueven en mí tras leer esto.
    Nunca he podido entender cómo nadie puede fingir una enfermedad para lucrarse con ello.
    Me gusta creer que tienen la suerte de no tener ningún familiar, amigo o conocido que haya padecido ningún mal, porque si así fuera ya mi incomprensión sería total...
    Mi madre falleció hace diez años, con 52, víctima de un cáncer de cuello de útero que se la llevó en 21 días.
    Sr.Morales, y le digo señor por decirle algo, como bien dice la compañera Medina no le deseo ningún mal, no es mi estilo ni soy tan mala como para desearle esto a nadie y mucho menos para fingirlo; sólo le pido que se pase un día por la planta de oncologia de cualquier hospital de España y se pare a hablar con cada uno de los valientes que día a día libran esa gran batalla que para ellos es la vida. Pregunte por su situación, no de salud, la cual es obvia, sino por su situación en casa, cómo además de la salud a muchas de esas familias el cáncer les ha robado la estabilidad económica, mientras ud tan pichi, ha disfrutado no se cuanto tiempo de un sueldazo, sí 1000€ hoy en día son un sueldazo, mofándose de mucha gente.
    Espero que no tenga descendencia a la que dar tan mal ejemplo.

    ResponderEliminar
  8. El como no tiene escrupulos, ni moral, ni nada que se le parezca, no devolverá el dinero.LA ADMINISTRACIÓN, es la que se lo tiene que pedir y obligar a devolverlo. Mi madre cobraba 360€ dela ley de dependencia yo enseguida entregué el certificado de defunción, pero ellos ingresaron un mes que no correspondía( como no ban al día con los pagos), en cuanto se dieron cuenta, enseguida pidieron que lo devolviera, yo lo revisé, vi que era verdad y lo devolví, siguiendo las instrucciones que ellos( conselleria de benestar social) me dijeron. Pues a el,si no ha estado enfermo, que se lo hagan devolver todo, con una buena multa incluida, por mentiroso y estafador.

    ResponderEliminar
  9. Noni, no puedo más que aplaudir tu post de hoy. Casualidades de la vida, mi padre padeció cáncer de colon, luchó y ganó, pero eso no hace sino demostrarme que nos puede pasar a cualquiera. Lo que no está bien es gente que finge incapacidad para beneficiarse de un dinero que no le corresponde. Luego, así nos va, no hay dinero para ayudar a quienes realmente lo necesitan.
    Te aplaudo, te entiendo y te lo comparto.
    Un besote enorme.

    ResponderEliminar
  10. Anoche lo leí y me quedé indignada. No me había enterado de que un ser de esta calaña anduviera por el mundo. Por tus palabras sólo puedo llegar a sentir una pequeña parte de todo el dolor que habrás pasado y todavía me indigna más que haya gente como este individuo que por dinero no piensen en los sentimientos de las personas que realmente pasan por todo esto.
    Ojalá llegue algún día a leer esta carta y se conciencie del gran daño que ha hecho.
    Un besazo y mucha fuerza

    ResponderEliminar
  11. Esquerra Unida Elx·
    Acerca de la información publicada en el diario El Mundo, Esquerra Unida Elx quiere expresar lo siguiente:
    Mostramos nuestra más enérgica repulsa a quién amparándose en
    enfermedades tan graves y dolorosas que arrastran al desasosiego a miles
    de enfermos y sus familias como es el cáncer, lleven a cabo
    presuntamente conductas delictivas como son la estafa y el engaño a la
    Seguridad Social, falseando tan grave enfermedad. Comportamientos como
    este son repugnantes y colisionan con los principios básicos de
    convivencia de una sociedad.
    Expresamos nuestra solidaridad con
    los y las enfermos de cáncer y sus familias, cuyo azote no distingue
    posiciones sociales ni ideologías, y por tanto, nos sumamos al dolor
    que arrastran tantas familias.
    Pedimos también disculpas a votantes
    y militantes de EU, especialmente a aquellos/as afectados/as con cáncer
    por lo que pudiera malinterpretarse de esta información que nada tiene
    que ver con Esquerra Unida ni su actividad política.
    Solicitamos la
    comprensión de los ciudadanos y ciudadanas de que Esquerra Unida es una
    víctima más del engaño, como lo han sido las instituciones sanitarias,
    el Instituto Nacional de la Seguridad Social y su entorno más cercano,
    tanto familiar como amistoso, en el que durante más de cinco años ha
    sido presuntamente capaz de engañar en todos los ámbitos. El dolor es
    más agudo y amargo.
    Queremos aclarar que la vida política, orgánica
    y participativa de Oscar Morales finalizó en el año 1999, momento en el
    que perdió su condición de concejal del Ayuntamiento de Elche, no
    manteniendo desde entonces ninguna responsabilidad institucional directa
    ni orgánica en Esquerra Unida.
    De manera cautelar, hasta que el
    expediente disciplinario abierto se resuelva, la persona referida ha
    quedado apartada de la militancia en este Colectivo.
    Elx, 19 de Octubre, 2014

    ResponderEliminar
  12. Querida Noni Medina y amigos y amigas:
    Compartimos dolor y rabia.
    Les adjunto la posición de IU en Elche para no asociar comportamientos tan rastreros con la actividad de todo un colectivo. Gracias

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar

Estaré encantada de que opines, te expreses, me cuentes cosas y, en definitiva, de que nos comuniquemos ;) ¿Te animas a hacerlo?